Wilson Saliwoncyk...
Payador nacido en Los Toldos Gral. Viamonte y dedicado al arte desde hace muchos años comenzando a trabajar en profesionalmente a partir de un premio obtenido en la Fiesta Nacional del Ternero en 1996 en el rubro payadores desde allí ha compartido invitaciones especiales con varios artistas vinculados a nuestra cultura como Alberto Merlo, Argentino Luna, Antonio Tarragó Ros, Jaime Torres, Adrián Maggi, Mariana Carrizo y muchos mas.
En la actualidad realiza actuaciones en festivales , centros culturales ,eventos privados, talleres de payadas , etc.
La payada y sus equivalentes en el mundo
La payada es poesía oral improvisada y ha existido, con distintos nombres, en casi todos los pueblos del mundo donde por lo general se mantiene viva y comunicada con las raíces originales del arte poético, actuando como parte fundamental de nuestra historia cultural contándonos como cantaban nuestros poetas cuando lo seres humanos aun no sabíamos escribir. Y aunque hace mas de tres mil años los Fenicios esbozaron lo que sería el primer alfabeto occidental, no todos los sectores de las sociedades tenían acceso a la escritura, tal vez por eso la poesía oral improvisada fue sobreviviendo como canto tribal, rural , o en las aldeas, por ser un arte propio de quienes estaban al margen de determinado tipo de instrucción. Nuestros poetas orales son los payadores. Dice Leopoldo Lugones en su libro El Payador : “Titulo este libro con el nombre de los antiguos cantores errantes que recorrían nuestras campañas trovando, por que fueron ellos los personajes mas significativos en la formación de nuestra raza”.
Repentistas Esquimales, Cantores Cosacos de Rusia, Improvisadores Africanos y otros poetas orales hermanos del gaucho payador.
En Oceanía el canto tiene funciones rituales en todo tipo de ceremonias: funerales, bodas y celebraciones religiosas.
No olvidemos la importancia que tenía la palabra cuando los seres humanos estábamos en la etapa del pensamiento mágico, lo que significaban una maldición, una blasfemia, una promesa, los brujos y los hechiceros que podían sanar o crear algo por medio de la palabra.
Todo esto tenia que ver con el valor atribuido a la palabra, la poesía en nuestro pasado era algo sagrado.
Esquimales. Un antropólogo contemporáneo; Robert Lowie, estudiando los géneros literarios en las culturas primitivas habla sobre la poesía cantada que utilizaban los esquimales para entretener a sus niños o en concursos de canto. Ese canto de competencia se asimila al contrapunto payadoril.

Marcelino Román cita el libro La Raza Americana de Daniel Brinton donde cuenta como las diferencias entre personas o familias eran resueltas por medio de duelos, pero duelos líricos: ”Estos cantos también sirven como medios pacíficos para apaciguar contiendas familiares. Cuando dos personas se pelean , es costumbre elegir una noche y dirigirse mutuamente ‘cantos nocturnos’, el auditorio decide cual es el mejor poeta. El veredicto pone punto final al rencor.

En Angola, África Occidental, un historiador (Chatelain) observo que son los más rápidos improvisadores.
Muchas tradiciones repentistas negras (del África) hoy se ven en las Antillas. Centroamérica tiene mucho de esas costumbres poéticas africanas.
En el caso de Rusia, se los conocía como cantores cosacos; que serían equivalentes a nuestro gaucho pero en la vieja Rusia que improvisaban al son del Laúd(instrumento parecido a la guitarra criolla.).KorolenKo, autor de una novela llamada ”Los ruidos del bosque” pinta al cosaco dotado de un fuerte instinto de la libertad y poesía, que prolongaba su estampa en el caballo y era bravo hombre de pie sobre tierra ajena, y cultivaba el canto improvisado acompañándose con el laúd.
Leopoldo Lugones halla, en fuentes grecolatinas, la presencia de la poesía improvisada en Provenza (al sur de Francia), donde había torneos en verso llamados tensiones, como en España lo que se llamo romances con ecos.
Luego los árabes continuaron aquel género de poesía. Precisamente, los trovadores del desierto habían sido los primeros agentes de la cultura islamita, constituyendo en sus juntas en verso, la reunión inicial de las tribus.
Ricardo Rojas es otro estudioso que ve, basado en referencias sobre los poetas errantes de la Europa Medieval, una similitud entre las tensiones y las payadas de esta región del mundo.
Ismael Moya, agrega sobre estas tensiones que los provenzales la disputaban también con bardos de Inglaterra y Alemania. No obstante esto el repentismo cruza la frontera de las culturas ágrafas y continua viva aún en los pueblos que poseen escritura, tanto en Argentina como en una innumerable cantidad de países.
El repentismo poético en la actualidad.
En Italia continua vivo el repentismo con muchos rasgos característicos muy parecidos a los del payador de la llanura pampeana, allí al arte de los improvisadores se le llama poesía extemporánea. En estos encuentros poéticos extemporáneos de Italia, además de cantar a capella suelen acompañarse con un viejo instrumento de la familia de la gaita llamado zampoña..
El canto improvisado que también existe en la Isla de Malta, del mar mediterráneo, entre África e Italia se llama “espíritu pronto”.
En España tambien hay actualmente improvisadores, En Murcia se les llama troveros a quienes improvisan versos y pueden dictarlos a un cantaor que será el encargado de transmitir el mensaje al público. En las Alpujarras, Andalucía, Nos cuenta Abel Zavala que los Troveros mantienen vivo este arte improvisando al ritmo del fandango cortijero. Mientras que el bertsolarismo es la principal muestra de la poesía oral y popular vasca. El bertsolari, tomando en consideración una serie de reglas métricas y acogiéndose a un amplio abanico de melodías, va cantando de manera improvisada sus versos sin acompañamiento musical.
Nuestros antepasados y hermanos en el continente americano
Marcelino Román nos cuenta que entre los araucanos se conocieron también ciertas formas de improvisación. En determinadas circunstancias los trovadores mapuches recitaban sus poesías improvisando. Diego Muñoz, apelando a los testimonios de los cronistas antiguos, dice que “En los funerales araucanos había numerosos poetas que declamaban sus versos , muchas veces improvisados allí mismo”.
En los pueblos quechuas del norte argentino aun perduran los copleros y bagualeros que si bien han adoptado la copla española como estrofa, continúan una tradición musical y poética festiva y ritual muchas veces improvisada.
En las provincias argentinas de cuyo existe un ritmo muy popular llamado tonada, las tonadas tiene además de le letra de la canción mismas, una estrofa característica llamada cogollo la cual se adapta a las circunstancias para saludar u homenajear a quien decida el cantor dando pruebas también de cierto grado de repentismo poético.
Casi toda América criolla es una sola comunidad repentista que incluye al payador. Unida por varios lazos étnicos, históricos, culturales, etc. Por ejemplo la décima. La décima es una estrofa que se canta en casi todo el continente al son de los mas variados instrumentos, sobre todo en los países con puerto al mar, ya que esta estrofa llegó en los barcos de la conquista española aquerenciándose de manera tan honda que hasta en el suelo brasilero se usa( tal vez por contagio uruguayo)a pesar de haber sido Brasil una colonia portuguesa y no de España.
Bibliografía y trabajos consultados

Los Payadores, trabajo inédito realizado por Raúl Menéndez, Marcelo Fillol, Emanuel Gabotto, David Tokar, Luis Genaro, Wilson Saliwonczyk, Juan Lalanne, Cristian Mendez,
Perla Aguirre y Mariana Carrizo.
Itinerario del Payador: Marcelino Román.
El payador: Leopoldo Lugones.
El Significado del Significado: Ogden y Richards.

ARRIBA

Documento sin título
Documento sin título